Los placeres de la historia

Acabo de coger mi colección de revistas de Historia. Las estuve coleccionando durante dos meses y nunca quise tirarlas, pese a la insistencia de mi madre de mandarlas “a freír espárragos”, como ella dice. Hoy, en un arrebato de locura por querer elaborar un tema para la web donde trabajo, les he quitado el polvo y las he ordenado. Tengo desde el número 19 del año 2000 al número 31 del año 2001. Costaban 600 pesetas (sí, sí, estaban en pesetas todavía). No es una gran colección para un niña de 16 años, pero coleccionar este tipo de revistas no era lo más común.

Mientras suena Sarah Vaughan, he ojeado el número 25, dedicado a la vida, obra y milagros de Francisco Franco. Muy mística me he puesto, eso sí. En este número, la revista celebra (o llora) el 25 aniversario de la muerte de Franco, con la portada más moderna de las que tengo ahora mismo encima de mi cama. El dictador aparece sentado en una butaca, mirando al horizonte, con un mapa de España a sus pies, y con lo que parece ser una especia de llave inglesa detrás de la cabeza. Es una pintura, muestra a Franco en los últimos años de su vida…

El caso, que lo que quería contar era que, al abrir ese número de la revista aparece una publicidad de colonia, de esas que tienes que levantar una pestañita para oler el perfume. Pues lo he levantado y seguía oliendo. ¡¡¡¡DESPUÉS DE 10 AÑOS!!!!! El perfume es Roma, de Laura Biagiotti. Dios, qué sensación! Me he acercado a la hoja con curiosidad, pensando que era imposible que eso siguiera oliendo tan bien como el primer día… Pues queridos amigos/as, sigue oliendo y ha sido un placer increíble poder sentir ese aroma en mi pituitaria, porque me recuerda a mis 17 años, me recuerda a mi primer amor y, a la vez, desamor. Y me he dado cuenta de que por muy cuesta arriba que se te ponga la vida en algún momento, en el futuro sonreirás, porque es una etapa de tu vida que tenía que pasar y que te enseña a ser fuerte y a lograr sobrellevar cualquier problema, sin que te hunda en lo más profundo de la soledad.

Seguiré indagando en el resto de las revistas que acumulan una cantidad de polvo bastante considerable como para entrar por la nariz de cierta personaja de la tele.

Mañana más y mejor, eso siempre!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s